La fachada del Concello de Baiona se iluminó de color naranja y verde con motivo del Día Nacional de la Fibrosis Quística, una enfermedad crónica y hereditaria degenerativa que afecta principalmente los pulmones y al sistema digestivo.

Con la iluminación de la fachada, a petición de la Asociación Galega de Fibrosis Quística, se pretende dar visibilidad a esta enfermedad y conseguir una verdadera sensibilidad social.

Cabe recordar que esta iniciativa, al igual que otras similares, se enmarca en el compromiso que mantiene el Concello de Baiona a la hora de apoyar a los grupos de ayuda mutua en su labor de promoción de la salud de las personas afectadas por alguna enfermedad y sus familias.