La Fundación Provincial Banco de Alimentos de Vigo entregó un total de 1.928.555 kilos de comida durante 2022, un año en que se mejoró sustancialmente la denominada cesta de básica incluyendo y añadiendo productos más saludables y equilibrados, tratando de dar respuesta a cada vez más exigentes demandas nutricionales.

Entre los alimentos repartidos, destacan por su importancia: 655.227 litros de leche, 148.962 kilos de conservas de todo tipo, 122.530 kilos de legumbres, 101.175 kilos de pasta/arroz, 99.837 kilos de fruta fresca, 86.956 litros de aceite, 80.287 kilos de verdura fresca, 55.265 kilos de platos precocinados o 47.497 kilos de pescado congelado.

Estos casi 2 millones de kilos de alimentos repartidos es una cifra muy similar a la de ejercicios anteriores y confirma que pudo hacer frente a las necesidades de las más de 150 ONG y entidades homologadas con las que trabaja. A través de ellas, en la actualidad, atiende a más de 20.000 personas en situación de vulnerabilidad en la provincia de Pontevedra.

Contra el desperdicio de alimentos

Gracias al trabajo diario de lucha contra el despilfarro y la gestión de mermas en colaboración con varias cadenas de alimentación, a lo largo de 2022 se evitó que acabaran desperdiciados unos 300.000 kilos de alimentos frescos, frente a los 190.000 kilos de alimentos contabilizados en 2021. En la actualidad, contamos con convenios de colaboración con empresas como Mercadona, El Corte Inglés, Carrefour, Alcampo, Coren, Kentucky Fried Chicken y la Organización de Productores de Pesca Fresca del Puerto y Ría de Marín (OPRAMAR) que nos donan productos en perfecto estado de consumo que requieren una rápida clasificación y entrega, a veces, en tan solo un par de horas.

Si bien, hace años, los destinatarios mayoritarios de dichas mermas eran comedores sociales, de un tiempo a esta parte, cada vez son más las ONG que solicitan este tipo de alimentos de primera calidad. A día de hoy, un 20 por ciento de nuestros colectivos sociales recibieron de manera asidua este tipo de productos en perfecto estado de consumo y esenciales en cualquier hogar. Carne, pescado, frutas, verduras, hortalizas, etcétera.

Con esta práctica completamente consolidada en el Banco de Alimentos, es decir, al recuperar dichos productos frescos y alejarlos de la basura, también estamos influyendo positivamente en el medio ambiente, evitando más CO2 a la atmósfera.

Alimentos del FEAD

Un año más, nuestra ONG fue uno de los centros autorizados para distribuir un total de 781.837 kilos de alimentos procedentes del Fondo Europeo de Ayuda a las Personas más Desfavorecidas (FEAD). En 2022, se redujo tanto sus fases de entrega -dos frente a las tres habituales- como la cuantía, en concreto, dejamos de recibir más de 200.000 kilos de productos, como consecuencia directa del contexto económico actual y la inflación que estamos atravesando.

Apolítica y aconfensional, la Fundación Provincial Banco de Alimentos lleva 27 años de actividad en Vigo y otros 9 años en Pontevedra. Sus esfuerzos van encaminados a velar por el cumplimiento de uno de los derechos humanos más fundamentales: el acceso a una alimentación suficiente, segura y saludable.