Finca Fínola, A Guarda

El Concello de A Guarda ultimó la adquisición de la finca de Fínola después de realizar esta mañana los trámites notariales.

El alcalde, Antonio Lomba, manifestó, después de firmar la escritura de compraventa, su satisfacción por «el éxito de esta operación que comenzó a forjarse a primeros de este año y que es muy importante para el presente y futuro de A Guarda”.

Con la compra de esta finca, A Guarda gana un nuevo espacio público de 3.247 metros cuadrados, entre los ya existentes de la Alameda y del Centro Cultural. Esta parcela, en pleno casco urbano, podrá dedicarse a espacios verdes y dotacionales, una necesidad en A Guarda dada la escasez de suelo público en relación a la densidad de población.

En este momento la finca de Fínola está habilitada como aparcamiento de vehículos en el casco urbano, pero en un futuro próximo este espacio oferta distintas posibilidades, como zona de esparcimiento y dotacional, por ejemplo, “para la construcción de un Auditorio”, indican desde el Concello.

“La finca de Fínola llevaba 25 años dentro de un PERI sin que se avistara el desarrollo urbano de este espacio a corto o medio plazo. La parálisis en la urbanización de este suelo por parte de los propietarios y la imposibilidad de ejecutarla desde el Concello, además del precio negociado, motivaron la decisión de comprarlo por el Consistorio por un importe de 280.000 €, menos de una tercera parte de lo que se pagó la última vez que se vendió”, asegura el regidor guardés.

Una vez incorporado como suelo público, desde el Concello puede modificarse el uso de este terreno, mediante una modificación puntual del Plan Xeral, para aquel que sea más conveniente para cubrir las necesidades de A Guarda.