El delegado del Gobierno en Galicia visita las obras de la estación de bombeo en Areas

El Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente, a través de la Confederación Hidrográfica del Miño-Sil (CHMS), ejecuta las obras de ampliación de la estación de bombeo de aguas residuales del núcleo de Areas (Tui-Pontevedra), en las que el Ministerio invertirá más de 450.000 euros.

Esta mañana el delegado del Gobierno en Galicia, Santiago Villanueva, y el presidente de la CH del Miño-Sil, Francisco Marín, han visitado la zona de actuación para comprobar, in situ, la buena marcha de los trabajos. En la visita han estado acompañados por el alcalde de Tui, Enrique Cabaleiro, y por el subdelegado del Gobierno en la provincia, Antonio Coello.

El objetivo de estas obras es complementar la puesta en funcionamiento de la EDAR de Guillarei, con la ejecución de nuevas infraestructuras de saneamiento dotadas de sistemas de recogida de aguas residuales que puedan ser conectados a los colectores de saneamiento ya construidos.

Estas actuaciones se financian a través de Fondos de Desarrollo Regional (FEDER), diseñados dentro del periodo 2007-2013, con un porcentaje de financiación del 80% por la CHMS y un 20% por la Xunta de Galicia.

ACTUACIONES

Con estas actuaciones se dará solución al problema de falta de capacidad del pozo de bombeo actual y a las roturas que presenta la red en algunos tramos, lo que provoca frecuentes vertidos al cauce del arroyo San Martiño e infiltraciones de agua a la propia red.

Las obras consisten en la remodelación y ampliación del bombeo de aguas residuales de los núcleos de Areas, Randufe, Pexegueiro y Malvas, y del polígono industrial de Areas, en el término municipal de Tui (Pontevedra).

Para ello se está llevando a cabo la construcción de un nuevo pozo de bombeo que contará con dos bombas iguales de 32 kW cada una, con la posibilidad de instalar una tercera bomba que serviría para un saneamiento futuro con mayor población. También se remodelarán los colectores de llegada a la actual estación de bombeo, para adaptarlos a la nueva obra, mejorando así su capacidad y estanqueidad y se repondrá un pozo roto situado en el regato de San Martiño.

La salida del pozo de bombeo será a través de una impulsión de 156 m de longitud y 250 mm de diámetro a 10 bares de presión para llegar a un pozo de rotura de carga desde donde fluirán las aguas por gravedad hasta la EDAR de Guillarei.

Con estas actuaciones, que comenzaron en mayo de 2015, se dará servicio a más de 3300 habitantes/equivalentes. En la actualidad está ejecutado más del 40% de las mismas y se prevé su finalización para el tercer trimestre del año.