CEDIDA // Estado en el que quedó la moto tras el impacto

El motorista que en la tarde de ayer sufrió un accidente en Vincios, falleció pocos minutos después de su llegada al hospital Álvaro Cunqueiro.

Por causas que se desconocen e investiga la Guardia Civil de Tráfico, el piloto de 32 años y natural de Bueu perdió el control de su motocicleta en una curva de la PO-331, que une Gondomar con Vincios a la altura de Pego Negro. El piloto cayó pon un desnivel de unos ocho metros de altura hacía una carretera fuera de servicio.

El joven se encontraba en la concentración de motos de Gondomar con un grupo de O Morrazo y se dirigía a Bueu para reunirse con unos amigos en una despedida de soltero.