¡Estamos nerviosos y felices al mismo tiempo! Así se mostraban ayer en las redes sociales los miembros de la Asociación de Palangreros Guardes (Orpagu) tras el desembarco de su hamburguesa de pez espada en EE. UU.

“Fueron meses de duro trabajo, de gestiones muy complicadas con un proceso que ha requerido de trámites sanitarios, comerciales, burocráticos y hasta aduaneros. Es muy difícil entrar en el mercado americano, no es la Unión Europea donde los trámites son más fáciles, pero lo hemos conseguido”, explica orgullosa por el trabajo realizado, Juana Parada, gerente de Orpagu.

En esta primera inclusión, la asociación guardesa envió un primer pedido de unos 5.000 packs de hamburguesas de pez espada “Made in A Guarda”, que se distribuirán por el canal Horeca, dedicado a la hostelería, restauración y catering, y a través de empresas especializadas en la comercialización masiva de productos a grandes cantidades para clientes.

Esto es el inicio de algo muy importante. Estamos en la primera fase del primer envío a ver como responde el mercado americano, donde la hamburguesa es casi el plano nacional”, apunta la gerente de Orpagu, quien señala que “presentamos todos nuestros productos, pero sólo mostraron interés por la hamburguesa”.