La Xunta de Galicia, a través de la Axencia Galega do Desenvolvemento Rural, contempla este año un presupuesto de 212.000€ para la mejora de caminos municipales de acceso a parcelas agrarias en la comarca del Baixo Miño al amparo del Plan Marco, según anunció esta mañana el delegado territorial en Pontevedra, Luis López, en su visita al Concello de Oia.

El representante autonómico anunció que este municipio tiene consignados un total de 41.652€ en el Plan Marco 2021-2022 en una visita de supervisión realizada esta mañana, en la compaña de la alcaldesa, Cristina Correa, a la actuación realizada en los caminos de As Gandareiras y de As Amadas con la anterior convocatoria, en la que se invirtieron más de 37.000€.

Además de la aportación al Concello de Oia, el organismo dependiente de la Consellería de Medio Rural viene de presupuestar con el Plan Marco 52.794€ para el Concello de Tomiño, 44.871€ para Tui, 37.771€ para el municipio de A Guarda y 34.854€ para O Rosal.

“É fundamental realizar un apoio constante ás zonas rurais dos concellos para soster as súas infraestruturas viarias, tal e como facemos todos os anos dende a Xunta, para mellorar a mobilidade das súas aldeas e parroquias e facilitar os labores do campo e da horta que, no caso dun municipio como Oia, teñen bastante peso na súa economía”, indicó el delegado territorial, que reveló que este municipio va a recibir este año más de 81.000€ de ayudas de Medio Rural para la mejora de vías, ya que, al concedido con el Plan Marco 2021-2022, hay que añadir los 39.878€ del Plan de Infraestructuras Rurales (PIR) para la modernización de la pista de A Ponte.

Asimismo, reiteró el “absoluto compromiso e máxima colaboración” del Gobierno gallego con las necesidades de Oia, “dándolle continuidade ás moitas actuacións que está a acometer a Xunta en todos os ámbitos en aras do interese xeral dos veciños e que, no referente ao rural, plásmanse, por exemplo, no aumento este ano dun 12% na dotación do Plan Marco para este municipio”.

Finalmente, Luis López destacó la elevada inversión en esta materia en la comarca del Baixo Miño, “que leva este ano máis de 200.000€ para as súas vías interiores municipais dado o peso que ten o sector primario, especialmente na puxante hortofruticultura, e a existencia de moitas e amplas zonas rurais, malia tratarse dunha contorna con moito litoral”.