Polígono de A Pasexe, Vincios
ALFREDO // Polígono de A Pasexe, Vincios

La conselleira de Infraestructuras y Movilidad, Ethel Vázquez, avanzó hoy la licitación a principios de año de las obras de mejora de la seguridad viaria en la carretera autonómica PO-331, en el contorno del parque empresarial de A Pasaxe. Los trabajos, que se ejecutarán también en 2020, supondrán una inversión de la Xunta de 435.000 euros.

Vázquez Mourelle, junto con el director de la Agencia Gallega de Infraestructuras, Francisco Menéndez, y la delegada territorial de la Xunta en Vigo, Corina Porro, mantuvo hoy un encuentro con representantes de la asociación de empresarios de A Paxase, a los que les explicaron el proyecto, coincidiendo con su publicación en el Diario Oficial de Galicia.
En la reunión, concretaron que las actuaciones previstas por la Xunta en la carretera que comunica O Porriño y Gondomar con el objetivo de la eliminación de un trecho de concentración de accidentes.

El Gobierno gallego expuso que la intervención en la PO-331 se centrará en la zona más industrializada y en la zona un poco más rural que rodea y conforma los accesos a la zona empresarial.

Entre las actuaciones proyectadas, están la ejecución de una glorieta para facilitar los giros y el acceso a la zona empresarial en la intersección entre la PO-331 y la AG-57 -la autopista del Val Miñor-, la reordenación del estacionamiento y construcción de aceras a lo largo de un trecho de unos 600 metros de la carretera PO-331, para facilitar los desplazamientos a pie. Además, para reforzar la seguridad viaria, se habilitará un espacio central de separación entre carriles.

De manera paralela, tal y como indicó la conselleira, se mejorará el acceso desde la PO-331 al polígono, con el refuerzo del firme, en una zona de la carretera en la zona más rural. Además, se prevé la mejora de la seguridad en los pasos peatonales, garantizando una mejor visibilidad con la limitación de aparcamiento en sus cercanías y con iluminación idónea.

Ethel Vázquez señaló que el proyecto presentado hoy a los empresarios no afectará a la Zona de Vincios, donde la mejora de la seguridad viaria se acometerá cuando el Concello de Gondomar consiga el consenso necesario con los vecinos.

La conselleira enmarcó esta nueva intervención en la PO-331, en el contorno del parque empresarial de A Pasaxe, en la estrategia de la Xunta para tener eliminados los 52 tramos de concentración de accidentes en las carreteras autonómicas en el horizonte de 2020.

En concreto, en el área de Vigo son 18 los puntos negros que estaban identificados. A fecha de hoy en 11 de ellos ya hay obras ejecutadas o licitadas y los otros 7 están en distintas fases de la tramitación. El objetivo es licitar nuevas obras en unas semanas y haber actuado en todos los puntos negros de este área en el 2020, con una inversión de más de 5 millones de euros.