Las intoxicaciones etílicas, la otra cara de As Festas do Monte en A Guarda

El buen tiempo permitió que miles de personas invadieran el Monte de Santa Trega como cada año.

La fiesta centenaria de A Guarda, conocida como Festas do Monte o el desmadre para miles de jóvenes que la celebran, se ha saldado este año con al menos veinte intoxicados por excesivo consumo de alcohol y que fueron atendidos por los servicios sanitarios desplegados en la zona.

Los servicios de emergencia tuvieron que trasladar a lo largo de la tarde del día conocido como Domingo do Monte, a cinco personas en coma etílico como mínimo, alguna de ellas incluso menor de edad. Se trata de un balance que no difiere de las ediciones anteriores.

FOTO RUBENS //  La  gran multitud de personas  dificultaba el paso de las ambulancias
FOTO RUBENS // La gran multitud de personas dificultaba el paso de las ambulancias

Aunque existe una normativa específica que veta por completo el alcohol a los menores de 18 años y que sanciona a quienes la infringen por consumir o vender esta sustancia, los episodios de intoxicaciones etílicas han aumentado durante los últimos años.