Nigrán presenta en el Parlamento enmiendas a los presupuestos de la Xunta 2016

El gobierno de Nigrán presentó en el Parlamento enmiendas a los presupuestos de la Xunta de 2016 para que incluyan el proyecto de abastecimiento de agua a Parada, las reformas necesarias en el IES Val Miñor que eliminen el amianto, la mejora de la seguridad viaria en IES Proval y, finalmente, la unión mediante aceras de A Ramallosa y el Centro de Salud A Xunqueira. 

“Son cuatro propuestas que la Xunta se había comprometido a realizar en su momento y, por lo tanto, deben figurar en las cuentas de 2016”, incide el alcalde, Juan González, quien considera que “de lo contrario sería un agravio para los vecinos de Nigrán”. Todas estas enmiendas se corresponden con peticiones realizadas a su vez desde las entidades vecinales y sociales del municipio, así como desde la comunidad educativa. “Nosotros trasladamos la la Xunta las demandas que a su vez han realizado  los vecinos; esperamos que se rectifiquen y modifiquen las cuentas”, comenta González.

El convenio firmado en 2013 por el que se llevaba a cabo la obra de saneamiento y abastecimiento de agua a las parroquias del municipio de Nigrán contaba con una dotación de 800.000 euros por parte de la Xunta de Galicia y de 200.000 por parte del Ayuntamiento de Nigrán. En el caso concreto de Parada, tenía un presupuesto de 553.216,85 euros y era considerada como prioritaria por el actual gobierno, por eso la cuestión fue llevada a su primer pleno ordinario. Sin embargo, ese mismo mes (el 27 de julio) el organismo autonómico Augas de Galicia comunicó por escrito al Concello la revocación unilateral del mismo “por incumplimiento”, algo que rechazaron todos los partidos políticos. La cuestión mantiene unida a la corporación, que acordó que si la Xunta no rectifica en su decisión, se facultará a la Alcaldía para que interponga un recurso contencioso administrativo.

Por otro lado, el Concello de Nigrán reclama a la Xunta que actúe urgentemente en el IES Val Miñor después de que la Inspección Provincial de Trabajo de Pontevedra advirtiera en un informe de los peligros para la salud que suponen la fibra de vidrio y el amianto presentes en su estructura, dos materiales altamente carcinógenos. El organismo dependiente de Empleo y Seguridad Social concluye que la Xunta incumple la legislación en este sentido y le da tres meses para tomar medidas, mientras que la Consellería de Educación no aprecia tales riesgos y retrasa las obras al próximo curso. El gobierno considera imprescindible que se incluya en los presupuestos 400.000 euros para sustituir con urgencia el falso techo y las ventanas. La Xunta se comprometiera a repararlo pero en cambio no deja consignación económica al respecto.

Otras de las propuestas consiste en la mejora de la seguridad viaria en en el entorno del IES Proval (PO-340 a Gondomar), un lugar de mucha peligrosidad tratándose además de un centro educativo que recibe a cientos de alumnos. De hecho, la demanda del ANPA que apoya el gobierno local es un compromiso que la  Xunta ya realizó en 2010 y aún no ha cumplido.

Finalmente, el gobierno nigranés reclama a la Xunta que refleje en sus cuentas las obras para habilitar los 150  metros de aceras que faltan para unir Ramallosa con el Centro de Saúde de A Xunqueira (Avda. Portugal-PO-340), cuyo presupuesto aproximado es de 175,000 euros.