servicio ayuda domicilio

El Concello de Nigrán envió esta semana, para su publicación en el Boletín Oficial de la Provincia (BOP), el anuncio para la contratación del servicio de ayuda en el hogar, que se hará efectivo en los próximos días y que da un plazo de 15 días de presentación de ofertas.

El nuevo pliego de condiciones asciende de 145.000 a 165.000 euros al año y al mismo tiempo aumenta el período de prestación del servicio de uno a dos años.

Además, para impedir el actual problema de impagos a las trabajadoras, que sí sucede con la concesionaria actual y cuyo contrato venció el día 31 de diciembre pero que prestará servicio hasta que se resuelva la nueva adjudicación, las bases incluyen como novedad requisitos específicos para garantizar todos los derechos de sus empleados, como la presentación mensual al Concello de las nóminas debidamente abonadas. Juan González, alcalde de Nigrán, explica que “el aumento de 20.000 euros responde a la voluntad del gobierno de dar cobertura a todos los vecinos que así lo necesiten”.

En caso de igualdad de dos o más empresas, tendrán preferencia en la adjudicación las empresas con mayor porcentaje de personas con discapacidad, empresas de inserción y entidades sin ánimo de lucro debidamente registradas o autorizadas para prestar estos servicios.

Actualmente, el servicio atiende en Nigrán a 30 personas dependientes de lunes a domingo y a 19 en libre concurrencia de lunes a viernes, casos que no tienen el reconocimiento de dependencia pero que los servicios sociales del Ayuntamiento sí estiman que necesitan ayuda. “Es un servicio imprescindible en nuestra política social porque contribuye a mejorar la calidad de vida de vecinos con una autonomía limitada o en situación de desestructuración familiar”, comenta González.

Este servicio incluye intervenciones de carácter personal, doméstico, socio-educativo o preventivo que llevan a cabo personal calificado con supervisión técnica directa de los servicio sociales del Concello. “Así, un trabajador puede ayudar a levantarse o acostarse al dependiente, ocuparse de su higiene o alimentación, acompañarlo a consultas o tratamientos, limpieza y compra en la vivienda, lavado de ropa, prestar atención de carácter psicosocial y educativo, socialización, servicio de podología o fisioterapia” define el alcalde de Nigrán.

En ningún caso el tiempo de atención a los usuarios puede ser menor a 30 minutos diarios.