Archivo. Imagen de una plantación de marihuana incautada en O Rosal por la Guardia Civil

La Guardia Civil intervenía el pasado 28 de julio de 2015 en un galpón de Donas, Gondomar, propiedad de A.P.R. y vecino del citado municipio, 40 plantas de marihuana, de entre 10 y 30 centímetros de altura, que se hallaban plantadas en sus respectivos tiestos en fase de crecimiento, y unas 70 plantas de la misma sustancia de entre 30 a 40 centímetros cada una, cortadas y colgadas para su secado en el techo del galpón.

Las hojas e influorescencias de las plantas de marihuana – cannabis – intervenidas al acusado, que éste tenía destinadas a la venta y pública distribución, arrojaron un peso de 622 gramos, siendo pericialmente valoradas en 3.439,66 euros.

Junto a las plantas de marihuana se le intervinieron también al acusado los útiles de los que se venía sirviendo para su cultivo, 6 lámparas alógenas, cuatro ventiladores, tres extractores de aire, cuatro transformadores de corriente, un conmutador eléctrico, un cuadro eléctrico con ocho enchufes y reloj temporizador, un enchufe con temporizador y tres enchufes reguladores de intensidad eléctrica.

Por todo ello, el fiscal solicita la pena de dos años y un día de prisión, inhabilitación especial para el derecho de sufragio pasivo por el tiempo de la condena, y multa de 6.000 euros, con responsabilidad penal subsidiaria de 60 días en caso de impago, así como el comiso de la sustancia estupefaciente y útiles empleados para su cultivo.