PP // Esteban González, portavoz del PP de Tomiño

En la sesión plenaria celebrada el pasado 29 de diciembre, el Partido Popular de Tomiño votó en contra de los presupuestos de 2018 presentados por el grupo de gobierno por considerarlos, “un colchón de ahorro de cara a las próximas elecciones municipales”.

Para el portavoz municipal del Grupo Popular, Esteban González, lo más llamativo es que “disminuya la inversión real que repercute en el beneficio de los vecinos de Tomiño mientras el presupuesto aumenta en 430.000 euros con respeto a este año”.

Según González, “la única partida que se aumenta es la de personal, por motivo de la recién aprobado RPT, algo tan demandado por los empleados del Concello, que aumenta en algo más de 100.000 euros.”

Unos presupuestos que suponen, a criterio de los populares, “un aumento en la recaudación de impuestos que no justifica la falta de inversiones que consideran insuficientes; recalcando que serán los tomiñeses quienes paguen 119.000 euros más de IBI o el doble de tasa de basura”.

“Este afán recaudatorio da que pensar ya se están pensando más en la próximo año electoral que en los intereses de los vecinos” indican. A modo de ejemplo, el portavoz popular explica que “la inversión real pasa de los 900.000 euros de 2015 a los 500.000 en 2016, 483.000 en este 2017 y 460.000 para el próximo año, lo que supone una reducción de un 50%, por lo que se ve reducido el gasto en saneamiento, en pavimentación o mejora de caminos y distintas mejoras en las parroquias. En estos recortes cabe destacar la rebaja en la partida el comercio, que se ve reducida de 25.000 euros de hace dos años a escasos 5.000 para el año que viene; sobre esta cuestión no se me dio respuesta alguna, pidiendo mismo trato para los comerciantes que el mercado municipal”.