Aser Estévez, con la miel en los labios
Aser Estévez

El ciclista de A Guarda compitió el pasado domingo en Betanzos, en concreto en el Parque del Pasatiempo. La mala climatología convirtió la prueba en un auténtico barrizal en la mayor parte del recorrido. El prado inicial se convirtió en un auténtico infierno para los corredores con el paso de las vueltas. Las bicicletas empezaron a rodar cada vuelta con mayor dificultad debido al suelo resbaladizo y a las charcas de lama que se fueron formando. Además, los corredores tuvieron que sortear los habituales obstáculos de madera y escaleras. La técnica fue nuevamente clave.

A pesar de ello, el circuito de Betanzos no fue obstáculo para Aser Estévez. Superada la gripe y las molestias musculares, era el día ideal para recuperar sensaciones sobre un terreno muy duro. Finalmente, terminaba la prueba en cuarta posición entre los élites y en séptimo lugar en la absoluta con los Sub-23.

«Superada la gripe y mis problemas físicos, sabía que en Betanzos saldría mi mejor versión. Recuperadas las fuerzas y ya con más tiempo para entrenar, aspiraba a volver a meterme entre los primeros de la carrera y sumar el mayor número de puntos en la clasificación general de la Copa de Galicia. Volví a recuperar el séptimo puesto de la general que había perdido la semana anterior debido a la gripe. Esta semana se decidirá todo. Hay que consolidarse en ese Top-7 para salir en primera fila en el Campeonato de Galicia y en la primera carrera del 2019″, afirmó el guardés.