El servicio de limpieza de la localidad estrenará en breve una máquina con la que se pueden quitar los residuos adheridos al suelo, como chicles. Esta adquisición, realizada por la Concejalía de Medio Ambiente, supone una inversión de 9.600 euros, permite la retirada de estos residuos, que afecta al aspecto de las calles y plazas de la Villa. Con esta nueva maquinaria se reforzará el servicio de limpieza viaria.

El Alcalde de Baiona, Ángel Rodal, y la Concejala de Medio Ambiente, María Iglesias, han recepcionado la nueva maquinaria esta mañana. Se trata de un equipo montado sobre un remolque homologado compuesto por una Hidrolimpiadora de alta presión de 250 bares que lleva un depósito de 400 litros de agua que va a permitir trabajos de limpieza como decapado de pavimentos y aceras. También permitirá desinfectar y lavar pavimentos de caucho como los instalados en los suelos de los parques infantiles.

La maquinaría permite su conexión directa con las bocas de agua y también tiene autonomía propia en aquellas zonas donde no existen ya que cuenta con un depósito de agua de gran capacidad. La limpiadora tiene un plato de acero que permiten la limpieza del verdín y las malas hierbas tanto en las aceras como en las pasarelas de madera evitando con esta limpieza que la superficie resbale. Todo ello respetando al máximo el medio ambiente, ya que no utiliza producto químico alguno. Está previsto que, de forma progresiva, realice tareas de limpieza por todas las aceras de la localidad. La máquina limpia el pavimento con agua a alta presión y funcionó en las últimas semanas en fase de pruebas en diversas calles de Baiona.

En este sentido, el alcalde de la Villa, Ágel Rodal, ha destacado que “se sigue trabajando por mejorar día a día un servicio esencial para el municipio cómo es la limpieza viaria“. El regidor ha manifestado que con la adquisición de esta nueva maquinaria se da un paso más en la calidad de la limpieza viaria ya que complementará los trabajos en las calles de barrido, baldeos y fregados que se realizan habitualmente, con el decapado.