ALFREDO // El cartel advierte a los bañistas de no lanzarse al mar

El Concello de Baiona ha instalado un cartel de prohibido lanzarse al mar desde la rampa de varado ubicada cerca de la rotonda de la gasolinera, donde el pasado viernes un niño de 12 años natural de Tomiño resultó gravemente herido. Es un lugar frecuentado por jóvenes para pasar la tarde tomando el sol y bañarse tirándose desde el paseo marítimo o desde la rampa.

Accidente:

El menor estaba bañándose con unos amigos y se tiró de cabeza al mar desde la rampa de hormigón que da acceso a las embarcaciones. El niño no se percató de que la marea estaba muy baja e impactó contra el fondo. El fuerte impacto contra el suelo le causó heridas de gravedad. Fueron sus amigos los que lo sacaron del agua.

La víctima fue trasladada en una UVI móvil hasta el hospital Álvaro Cunqueiro y, de allí, derivado en helicóptero hasta el CHUAC de A Coruña, donde hay una unidad para lesionados medulares.

El cartel en el paseo marítimo advierte ahora del peligro tras un accidente que ha causado una gran consternación en Baiona y Tomiño.