Ratón, el caballo robado en Carregal de Arriba

A plena luz del día y sin ningún pudor. Así actuaron los amigos de lo ajeno el pasado domingo por la tarde tras robar de una finca particular a Ratón, un caballo de 10 años que estaba tranquilamente comiendo en su casa de Carregal de Arriba, Tomiño.

Su dueña, Romina Pereiro, desesperada por recuperar a Ratón ya que es como un miembro de la familia, no sale de su asombro. “El animal estaba en la finca, atado. Le acababa de dar de comer y beber. Eran sobre las 19:30 horas y salí a hacer unos recados, cuando regresé, ya no estaba. Se lo habían llevado, con la cuerda y todo”, señala sorprendida por lo ocurrido.

Romina asegura que el caballo no tiene valor económico ya que no es de raza, pero sí tiene un valor muy sentimental para ella, por lo que pide la colaboración ciudadana para dar con él y con sus “secuestradores”. “He puesto fotos del caballo en las redes sociales y el lunes por la tarde me llamó una persona para decir que el domingo sobre las ocho de la tarde, había visto un caballo con flecos de color rosa atado a un tractor cerca de mi casa”, apunta la dueña.

Cree que Ratón está por la zona porque el caballo “no se sube a ningún remolque. Es un animal muy bravo que ya pasó por varios dueños, aunque conmigo en muy dócil”, señala Romina, quien ha apuesto una denuncia ante la Guardia Civil que ya investiga los hechos.

Ratón es de color castaño, tiene una mancha de pelos blancos en el hocico y en el momento de la desaparición llevaba flecos de color rosa que le tapaban los ojos. Si alguien lo ha visto o tiene alguna información, póngase en contacto con Romina en el teléfono 633 103 389 o con la Guardia Civil en el 062.