Costas del Estado finalizó las obras de construcción del dique de 70 metros de longitud para evitar la erosión que del arenal de A Lamiña en A Guarda. El organismo del Estado invirtió 130.000 euros en su ejecución.

Desde el Concello de A Guarda aseguran que “esta actuación evitará el daño irreversible que supondría, previsiblemente en este próximo invierno, la inundación de la cueva de A Reeira, la depresión que se encuentra tras el punto crítico de la duna que estaba sufriendo la erosión”.

Asimismo, el alcalde de A Guarda asegura que, “tras dos años de gestiones, y cuando la situación, en el punto más crítico de la playa, hacía prever que la duna no aguantaría un invierno más, y se produciría la inundación de la depresión existente tras ella; Costas del Estado acometió esta escollera provisional que permitirá frenar la erosión del litoral mientras se trabaja en el proyecto definitivo de Estabilización del margen del río en su desembocadura”.