ALFREDO

La Diputación de Pontevedra ofrecerá a partir de hoy, formación al personal de los veinte Concellos de menos de 20.000 habitantes que recibirán 34 nuevos desfibriladores semiautomáticos (DESA) financiados con la ayuda de la institución provincial.

Son un total de 43 personas las que recibirán esta formación hasta el próximo viernes, en el Edificio Administrativo y la sede de Turismo Rías Baixas, repartidas en cuatro turnos por las restricciones de aforo de la Covid-19.

Los 34 desfibriladores se instalarán en los municipios de Oia, O Rosal, Tomiño, Gondomar, Caldas de Reis, Meaño, Moaña, Vilanova, Cuntis, A Illa de Arousa, Sanxenxo, Silleda, Campo Lameiro, Forcarei, Fornelos de Montes, Ponte Caldelas, Pontecesures, O Porriño, Portas y Vila de Cruces.

La Diputación entregará estos días las equipaciones a los Concellos que, tras la formación de su personal, los colocarán en edificios, instalaciones, equipaciones u otros espacios de titularidad municipal.

La inversión en esta dotación asciende a 78.000 euros, de los que la Diputación financia el 59,6% y los Concellos el 40,4% restante. Este presupuesto incluye el suministro, instalación, puesta en funcionamiento y las labores de mantenimiento de los desfibriladores.

Se trata de la tercera adquisición que ha hecho la institución provincial de estas equipaciones y contando con las dos anteriores son ya 103 los desfibriladores con que cuentan 41 municipios de la provincia de menos de 20.000 habitantes.