El grupo provincial del Partido Popular pedirá en el próximo pleno provincial de la Diputación de Pontevedra que se amplíe y mejore la seguridad vial en la EP-2102, entre Nigrán y Vincios.

Los populares reclaman que se corrijan las curvas peligrosas, se adecúe el ancho de la calzada a diez metros en aquellas zonas en las que sea posible y construyan aceras que garanticen la seguridad de los peatones. “A Deputación debería centrarse máis na mellora das súas estradas provinciais, sobre todo naqueles concellos con menos recursos e garantir así á seguridade dunhas vías das que son os únicos responsables”, defiende la diputada Carmen Amoedo.

Explica que esta carretera, de titularidad provincial, comunica los municipios de Nigrán y Gondomar, dando servicio a las parroquias de Camos y Chandebrito, y especialmente la esta última, ya que es la única carretera de acceso desde casco urbano de Nigrán. “É un vial estratéxico e vertebrador para o municipio”, defiende. De hecho, es el único acceso desde Nigrán a la parroquia de Chandebrito, “parroquia na que houbo un incendio tráxico en outubro de 2017, e non podemos entender que catro anos despois este vial siga exactamente na mesma situación e non se acondicione adecuadamente para evitar que se repita este suceso”.

La EP-2102 no cuenta en la mayor parte del recorrido con arcenes adecuados por las que puedan transitar los peatones de forma segura, y en algunos casos, al borde de la calzada presenta desniveles muy peligrosos. Pero, además, hay zonas en las que la calzada tiene apenas seis metros y las curvas pronunciadas de su trazado origina muchos sustos y percances. Además, entienden desde el PP que “non parece que sexa difícil nin que requira dun investimento elevado, xa que parte do trazado discorre por zonas de monte nos que non hai ningún elemento nin servizo que requira reposición”.

Por último, Amoedo recuerda que en abril de 2019 se aprobó por unanimidad del Concello de Nigrán instar a la Diputación para que de forma urgente actuara sobre este vial.