El grupo de apoyo Val Miñor entregó ayer la última donación de su campaña solidaria «Una Caja», iniciada el pasado mes de noviembre, en la que se solicitaba la donación de juguetes para los niños de la comarca que se encontraran en situación de vulnerabilidad.

Esta red altruista de vecinos de Val Miñor con su coordinadora ​Lupe Puga al frente, ha conseguido superar todas las expectativas, por lo que han diversificado las donaciones en diferentes espacios, como la ​Tapería José en Prado, Servicios Sociales del Concello de Nigrán, ACCEM VIGO, primera acogida (ONG de ayuda al refugiado) y particulares de la comarca.

También han colaborado con la campaña de recogida de juguetes organizada por el club de fútbol femenino gondomareño ​Lóstrego CF​.

Quieren agradecer a todos los voluntarios y componentes del grupo que se han implicado en esta iniciativa, y en otras que se están llevando a cabo, así como a todas las personas y asociaciones que colaboraron con donaciones, consiguiendo que esta campaña saliera adelante.