El Mecalia Atlético Guardés ha conseguido retener a la dupla de pivotes conformada por África Sempere y Carla Gómez para la próxima campaña. Las dos jugadoras añaden su nombre a la lista de renovadas, que se abrió la semana pasada con la extremo izquierdo Naiara Egozkue, la central Anthía Espiñeira y la guardameta Estela Carrera. Todas continuarán a las órdenes de José I. Prades una temporada más.

África Sempere es, con un registro de 100 goles en 21 partidos de Liga -se perdió un compromiso por lesión-, la máxima goleadora del Guardés. La pivote, referente ofensivo del equipo gallego, fue la máxima artillera en la victoria del pasado sábado en Barakaldo con 7 tantos y una gran actuación que le ha valido la elección por parte de la afición como “Guerrera Iberdrola”, el galardón que distingue a la mejor jugadora de cada fin de semana y que recibirá ya este próximo sábado antes del comienzo del partido entre el Mecalia Atl. Guardés y el Balonmano Castellón (5/05, 19 horas, A Sangriña).

Sempere, que el próximo mes de septiembre cumplirá 26 años, disfrutará de su tercera temporada en el Guardés, club al que llegó procedente del Fredrikstad Club de Noruega. La pivote ha confesado estar “muy agradecida por el trato recibido, tanto por la afición como por el club, y creo que eso hay que valorarlo”. Además, la ambición de la joven le hace tener “fuerzas y motivación para seguir cumpliendo sueños con esta camiseta, creo que se puede llegar más lejos”.

Por su parte, Carla Gómez (30/01/1991) llegó al Guardés el verano pasado procedente del Mavi La Calzada y seguirá vistiendo la elástica del equipo del Baixo Miño como mínimo el próximo curso. La catalana, que logró el ascenso a la Liga Guerreras Iberdrola con el conjunto asturiano llegó como la máxima goleadora del conjunto de Diego Lafuente (122 goles), aunque esta campaña sus tareas han estado igual de repartidas en la parcela ofensiva y defensiva.

La pivote ha reconocido sentirse “como en casa. Estoy muy contenta de seguir un año más aquí, porque es un club que hace sentir muy cómodas a las jugadoras. También, cómo no, la gran afición, ya que sin ellos no sería lo mismo”. Gómez espera “seguir trabajando al lado de grandes jugadoras y técnicos para intentar estar siempre en lo más alto y ayudar en todo lo que pueda al equipo”.