El Subsector de Tráfico de la Guardia Civil de Pontevedra intensificará este fin de semana los controles de movilidad interprovincial. Los agentes establecerán dispositivos para el control de las medidas decretadas para la gestión de la crisis sanitaria del COVID-19 en las principales vías de comunicación de la provincia, especialmente, en puntos próximos a los límites A Coruña y Ourense.

El objetivo es continuar con la vigilancia efectuada durante la última semana, en la que comenzaron a permitirse movimientos dentro de la provincia, y así contribuir a evitar las conductas insolidarias de algunos ciudadanos, que pretendan efectuar desplazamientos no autorizados desde otras provincias.

Las patrullas del Subsector de Tráfico de la Guardia Civil de Pontevedra compatibilizan desde el inicio de la crisis sanitaria del Covid-19, la vigilancia y control del tráfico con la detección de conductas no ajustadas a lo establecido por las autoridades sanitarias. Pese a encontrarnos en un proceso de desescalada, la vigilancia no ha disminuido y se reforzará durante el fin de semana.

La previsión de que la circulación asociada a desplazamiento lúdicos aumente durante el fin de semana, será por lo que se prestará una especial atención a la vigilancia del cumplimiento de los límites de velocidad, uso indebido del teléfono móvil; correcta utilización del cinturón de seguridad y la presencia de alcohol o drogas en la conducción, así como la vigilancia en las denominadas “rutas moteras”, vigilando los principales tramos de riesgo y concentración de accidentes.

FUENTE: GUARDIA CIVIL