Tender puentes entre la academia y la sociedad y acercar el conocimiento científico que se genera en los laboratorios universitarios al tejido empresarial, tratando de dar respuestas a las necesidades y demandas de las empresas. Ese es el objetivo del encuentro de transferencia que este viernes tuvo lugar en Tomiño entre la Universidad de Vigo y la Asociación de Cultivos del Baixo Miño, acuBam.

La iniciativa congregó a 14 grupos de investigación junto con los representantes de las empresas del sector de la hortofloricultura. La jornada arrancó con una visita a Flores  Toxal, en A Guarda, y a Viveiros Río Tollo, en Goián, para, posteriormente, trasladarse al salón de plenos del Concello, donde se desarrolló una sesión de trabajo en la que las empresas del campo del Baixo Miño explicaron la situación actual del sector y los principales retos que tienen por delante, mientras que el personal científico de la Universidad les presentó las líneas de investigación que se están desarrollando en campos que pueden de ser de interés para estas compañías.

Por ejemplo, se abordaron temas como la reutilización de las aguas sobrantes del regadío, la gestión de los residuos orgánicos, la viabilidad de diferentes alternativas energéticas, las técnicas de lucha BIO contra las plagas, el uso de drones para hacer inventarios de campo, la mejora de la conectividad de las explotaciones, la mecanización y robotización o la optimización de la cadena de logística. También se presentaron líneas de investigación relacionadas con la metodología LEAN, la situación laboral del sector y la posibilidad de elaborar un convenio colectivo sectorial o una campaña de promoción del sector.

Como explica la vicerrectora de Investigación, Belén Rubio, este encuentro nació del propio interés de las empresas que conforman acuBam que, en una reunión con el Rector, solicitaron la posibilidad de abrir una línea de cooperación que permitiera exportar al entorno el conocimiento que se genera en la UVigo, acercando así soluciones a problemas reales de las empresas, como los relacionados con la conectividad, precaria en esta zona de la provincia, o los relacionados con la automatización de procesos, entre otros.

Acercar riqueza al territorio

En la inauguración del evento, la alcaldesa de Tomiño, Sandra González, destacó que para el Concello es una honra acoger estas jornadas de transferencia y agradeció que “a Universidade saia da Universidade, que pise territorio e traslade o seu coñecemento ao sector empresarial de todo o Baixo Miño”. González recordó que Tomiño es “un concello verde, que aposta pola industria de futuro, por unha agricultura moderna e sostible, para o que é imprescindible a innovación, a tecnoloxía e o coñecemento que tedes na Universidade e que é tan valioso, por iso nos encanta que hoxe esteades aquí”.

Por su parte, el rector de la Universidad, Manuel Reigosa, agradeció a acuBam su iniciativa poniéndose en contacto con la Universidad y, al Concello de Tomiño, su disposición. “Estamos hoxe plantando unha semente que esperemos que agrome no futuro”, destacaba Reigosa, al tiempo que recalcaba que “como Universidade pública e galega apostamos porque o noso territorio sexa máis rico e, para iso, temos que formar os mellores egresados e egresadas, facer investigación de primeiro nivel e apostar polo traballo público-privado en todos os sectores”.

Finalmente, en el acto de apertura intervino la presidenta de acuBam, Mariví Álvarez, que puso en valor el sector de cultivos de planta ornamental, flor cortada y huerta, un sector que “representa o esforzo de persoas comprometidas co desenvolvemento sostible do Baixo Miño, persoas para as que esta xornada é unha recompensa e unha porta para reforzar o noso crecemento”.

En este sentido, subrayó que “a innovación é unha da claves para o cambio cara a sostibilidade, solo se apostamos por ela nos produtos, nos procesos e nas accións seremos capaces de crecer e ser unha referencia a nivel nacional e internacional”. Respeto al sector de la hortofloricultura en la comarca, Álvarez destacó que cuentan “cun clima inmellorable, unha experiencia e un coñecemento indiscutible, pero son moitos retos os que afrontamos e algúns deles, como o cambio climático, a dixitalización, a captación de talento ou a profesionalización, sabemos que só podemos afrontalos reforzando os nosos lazos con outros actores do coñecemento, como é a Universidade de Vigo”.

El acto de este viernes, al que también asistió la alcaldesa de O Rosal, será el primero de una línea de colaboración que se prevé más amplia y que permitirá que los representantes de las empresas puedan conocer los laboratorios y líneas de investigación de los grupos que consideren que pueden acercarles respuestas a sus demandas. A medio plazo, esto permitirá establecer proyectos conjuntos que se traduzcan en la transferencia del conocimiento universitario cara el tejido empresarial.