ALFREDO

La Consellería de Medio Ambiente, Territorio e Vivenda acaba de adjudicar el servicio para el diseño y ejecución de las campañas de divulgación, promoción del turismo de naturaleza sostenible y educación ambiental en el parque natural del Monte Aloia (Tui) por un importe total de 65.143,38 euros, IVA/incluido.

La finalidad principal de esta actuación, cofinanciada en un 80% a través del fondo europeo para el desarrollo regional al amparo del programa FEDER Galicia 2014-2020, es la contratación de un servicio de atención al público y sensibilización, así como de campañas de promoción turística y educativas que contribuyan a la concienciación ambiental de la sociedad y a un mejor conocimiento de los espacios incluidos en la Red de Parques Naturales de Galicia.

De hecho, el contrato se licitó el pasado mes de marzo dividido en seis lotes: uno por cada uno de los seis parques naturales existentes en Galicia. De la prestación del servicio de promoción y divulgación de los valores del Monte Aloia se encargará la empresa Oficina Técnica Demontes SLU, que acaba de resultar adjudicataria del contrato por un período de 24 meses.

Entre las actividades que tendrá que desarrollar para conseguir este objetivo figuran campañas, actividades y talleres de educación, sensibilización y divulgación ambiental, conservación de la naturaleza y Red Natura 2000 que se impartirán fundamentalmente en el Centro de Visitantes del Monte Aloia, en Tui, conocido como Casa Forestal Ingeniero Areses.

Hace falta precisar que este tipo de instalaciones, pertenecientes a la Xunta, están localizadas en lugares estratégicos de los parques naturales y cuentan con un conjunto de equipaciones que responden a las necesidades del público que acude al lugar en busca de información de interés sobre el espacio natural y sus valores, por lo que resultan idóneos para albergar estas acciones. En todo caso, la empresa responsable del servicio también podrá realizar algunas de las actividades previstas en el contrato en colegios, institutos o centros sociales localizados en el propio ayuntamiento en el que se localiza el parque o en otros puntos de la comunidad.

El primer parque natural de Galicia

Declarado en 1978, el Monte Aloia, con apenas 746 hectáreas, fue el primer parque natural de Galicia. Situado en el límite sur de la Serra do Galiñeiro, uno de sus grandes atractivos son las vistas panorámicas de los valles del Miño y de Louro.

Sus particulares características hacen que su Plan Rector de Uso y Gestión (PRUX) –aprobado a comienzos de este año- se fije el reto de ampliar la proyección de este espacio natural hacia la sociedad. Así, aspira a convertirlo en un ejemplo de gestión del agua y de los hábitats asociados, ya que en el Aloia nacen cinco corrientes fluviales y también es una zona de recargo de acuíferos.

En la misma línea, resalta el potencial de este parque para postularse como un espacio en el que se desarrollan modelos de explotación silvícola del monte comunal que, además de rentables y sostenibles, también pueden ser compatibles con la conservación de la biodiversidad. Además, se planifican medidas orientadas a restaurar los hábitats naturales del monte, contribuyendo a disminuir el riesgo de incendios e incrementar la resiliencia del conjunto frente al fuego.