La Organización de Palangreros Guardés (ORPAGU) y el Club Balonmán Atlético Guardés continuarán su camino juntos una temporada más. El presidente de ORPAGU, Joaquín Cadilla, firmó acompañado de otros representantes de la organización la renovación del convenio con el Guardés, representado en el acto por su gerente, José Manuel Silva. Además, visitaron las instalaciones de ORPAGU la plantilla sénior al completo para agradecer a ORPAGU su apoyo por cuarto año consecutivo.

La relación entre la Organización de Palangreros Guardeses y el Atlético Guardés se inició en el 2017, tras la conquista por parte del equipo de División de Honor del título de campeonas de liga. La imagen de ORPAGU ha lucido en las equipaciones de todos los equipos del club en los últimos tres años y esta campaña ya se ha podido comprobar que la imagen de “Orpagu Gourmet”, la linea de conservas de pez espada, lucirá en el frontal de las camisetas acompañando a Electrónica Eutimio y la residencia de tercera edad Monte Tecla. En la parte trasera, Entrepot Naval. Las instituciones también colocan su imagen: Concello da Guarda, Deputación de Pontevedra y Xunta de Galicia, con Deporte Galego y ABANCA. En el pantalón: Santa Tecla y Mecalia.

La plantilla del Guardés quiso agradecer el apoyo a ORPAGU a través de su capitana África Sempere. Es habitual ver a la plantilla participando en la Festa do Peixe Espada que cada verano se celebra en A Guarda y que este mes de julio tuvo que adaptarse a la situación actual. Con este firme apoyo, el Atlético Guardés mantiene recursos para afrontar una temporada marcada por la incertidumbre y en la que el equipo sénior participa en la Liga Guerreras Iberdrola 20-21, la XLII Copa de SM la Reina y la EHF European Cup.

Un referente del palangre

La Organización de Palangreros Guardeses se constituyó en 1996 con el fin de regular, desarrollar y fomentar la actividad de pesca de buques palangreros, tanto frescos como congelados, y defender los intereses de los miembros de ORPAGU, pudiendo adoptar las medidas necesarias para garantizar el ejercicio racional de la pesca y mejorar las condiciones de venta de la producción de sus miembros. A día de hoy, son una organización muy activa y que continúa dando pasos en su faceta comercializadora.