Povisa ha repartido esta semana cerca de un centenar de cartas anónimas de apoyo entre los pacientes con Covid-19 ingresados en planta. 

Desde el comienzo de la pandemia, Povisa ha recibido a través de distintos medios decenas de cartas enviadas por niños, adultos y también personas mayores dirigidas a pacientes afectados por la enfermedad y al personal del hospital con mensajes de ánimo, experiencias, poemas, relatos y mensajes de todo tipo.

Las misivas han llegado a través de la web habilitada a tal efecto por el grupo Ribera Salud y también directamente al hospital vigués, muchas de ellas escritas por vecinos de la ciudad y del área metropolitana. Hay algunas remitidas por alumnos de los colegios CPR Nuestra Señora de la Esperanza de Cabral y CPR Santa Cristina de Lavadores, que incluyen dibujos realizados por los niños. Otras proceden de asociaciones, ONGs y, sobre todo, ciudadanos particulares que han querido compartir su experiencia y mostrar su solidaridad y apoyo de forma altruista.

Las cartas han sido clasificadas y plastificadas, y finalmente repartidas por parte del personal de Enfermería dentro de carpetas a los pacientes ingresados en planta con Covid1-9, que las han recibido con emoción. En algunos casos han sido las enfermeras las que han leído las misivas a los pacientes de mayor edad o con un estado de salud más delicado.

Povisa, que ofrece televisión y videoconferencias gratuitas a los pacientes con Covid-19, ha dado un paso más para compensar las exigentes condiciones de aislamiento a las que están sometidos, fomentando así el contacto con el exterior.