Guardia Civil

La Guardia Civil investiga por un delito contra la seguridad vial, a un conductor que supera en más de 80 km/h, la velocidad permitida en una vía interurbana.

El hecho tuvo lugar el pasado viernes 02 de febrero, en el km. 4,800 de la carretera PO-510 en O Porriño, cuando el radar del Destacamento de Tráfico de Porriño, detecta a un vehículo circulando a 187 km/h en un tramo limitado a 90 km/h.

Una vez dado el alto a dicho vehículo se identifica al conductor, un vecino de Salceda de Caselas, de 37 años, al que se le realizan las pruebas de alcohol y de drogas, dando positivo indiciario en drogas, pendiente de confirmación por laboratorio.

Se procede a su investigación por un delito contra la seguridad vial, por exceder en más de 80 km/h el límite permitido en vía interurbana. De ser considerado culpable por la Autoridad Judicial, puede enfrentarse a pena de prisión de 3 a 6 meses, multa de 6 a 12 meses o trabajos en beneficio de la comunidad de 31 a 90 días. En todo caso, lleva aparejada la privación del derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores por tiempo superior a uno y hasta cuatro años. Las diligencias serán remitidas al Juzgado de Guardia de Porriño.

En cuanto al positivo en drogas, pendiente de confirmación por laboratorio, constituye una infracción administrativa muy grave, lo que supone una sanción de 1.000 € (500 € con la reducción del 50%), y una detracción de seis puntos del permiso de conducción.

Desde el Subsector de Tráfico de Pontevedra, se recomienda la importancia de adaptar la velocidad a las circunstancias y estado de las vías, no superando en ningún caso los límites de velocidad establecido en las mismas.

FUENTE: GUARDIA CIVIL