Atendiendo a la convocatoria de la Plataforma pola Sanidade Pública de Tomiño, encuadrada en la Plataforma SOS Sanidade Pública, decenas de vecinos de la localidad se concentraron hoy en Tebra para denunciar el deterioro de la calidad asistencial en la Atención Primaria en el municipio. Al acto acudió el secretario general del PSdeG-PSOE en la provincia y delegado del Estado en la Zona Franca, David Regades participando, además, en la campaña de recogida de firmas.

Regades afirmó que el presidente Núñez Feijóo ““non aprendeu ningunha das leccións que lle deu a pandemia de covid19”. “A solución á crise sanitaria foi a sanidade pública e Tomiño é un exemplo máis de que os recortes que xa se practicaban antes da pandemia continúan”. Añadió que a los dirigentes públicos les toca estar al lado del vecindario y apoyar sus justas reivindicaciones. “Dunha vez por todas hai que apostar pola Sanidade Pública e o Partido Popular ten claro que o seu modelo é o da privada, o modelo dos seguros privados, o que prexudica precisamente á xente que máis necesita a sanidade”. El secretario general de los socialistas pontevedreses recalcó que cuándo se toman decisiones como privar al vecindario del Baixo Miño de una ambulancia medicalizada “tómanse decisións que poñen en risco real as vidas das persoas”.

La presidenta de la Plataforma pola Sanidade Pública de Tomiño, creada hace escasos días, Violeta de Santiago, denunció la infradotación del Centro de Salud de la localidad, que debería contar con 10 médicos/as y sólo cuenta con seis, 12 enfermeras/os y sólo dispone de 9 y carece de fisioterapeutas e higienista dental. Además, denunció el cierre por las tardes y la inexistencia de una ambulancia medicalizada. Por último, exigió la atención médica presencial, en lugar de la telefónica, y recordó que continúa el cierre a cal y cuanto del consultorio de Goián, incumpliendo todas las promesas para reabrirlo.

Jesús Araújo, en representación de la Plataforma SOS Sanidade Pública destacó que el que está sucediendo en Tomiño es reflejo de una “política estrutural que se está a levar a cabo en toda Galicia” y acusó al Gobierno del PP de la Xunta de Galicia de desviar fondos a la sanidad privada en detrimento de la pública. Exigió que se garantice por ley que la Xunta dedica el 25% de su presupuesto a la sanidad pública, como única vía para garantizar la cobertura de las vacantes, las bajas y las jubilaciones. Ahora, denunció, apenas se dedica el 12%.

El acto incluyó, también, el testimonio en primera persona de una vecina con varias patologías y que se enfrenta a diario a los problemas para obtener citas y de alcanzar la atención médica que precisa.