Servicio municipal de abastecimiento de Tomiño

Tras la entrada en funcionamiento, el pasado 17 de octubre, del nuevo grupo de presión de agua en el núcleo urbano de O Seixo, el Concello de Tomiño consiguió una mejora importante del servicio municipal de suministro, ya que, con el nuevo grupo, se incrementó la presión en el núcleo urbano de un 2,5 a 4 kg.

Como consecuencia de estas mejoras, se dieron de alta 38 nuevos abonados, pasando de los 480 que había en ese momento, a los 518 de la actualidad, sin contar la pronta conexión al servicio de un edificio de 12 inmuebles.

De este modo, muchas de las comunidades de vecinos con tres plantas y áticos, a los que llegaba poca presión de agua, pudieron tras las reformas, eliminar los grupos de presión privados que tenían instalados, y servirse directamente de la red municipal, lo que supone un ahorro en el coste de energía eléctrica y de mantenimiento de sus equipos.

La medida, en la que se invirtieron 18.864,62 euros (financiado a partes iguales por la empresa concesionaria y el Concello) responde a una vieja aspiración del vecindario, especialmente de lo que vive en edificios y más concretamente, en las últimas plantas, donde la presión era insuficiente.

A mayores, se instaló un sistema de transmisión de alertas en el Depósito Municipal de Aguas, que remite el aviso instantáneamente, vía SMS, al teléfono de guardia y al del jefe de Servicio, así como cualquier incidente que se produzca en el suministro de agua y así garantizar el abastecimiento en condiciones óptimas a la población.

Concretamente, se instalaron las siguientes alarmas:

  • Nivel de agua en el depósito: máximo y mínimo.
  • Fallo de tensión.
  • Fallo térmico de las bombas.
  • Horas de funcionamiento de la bomba.
  • Control de la presión; máxima y mínima.
  • Incremento del caudal de agua demandado.

De este modo, en la actualidad son más de 500 viviendas o locales del núcleo urbano, las que cuentan con el servicio municipal de abastecimiento de agua, resultando beneficiados con esta mejora, posibilitada por la puesta en funcionamiento de un nuevo grupo de presión.