CEDIDA // Los agentes de la Guardia Civil y de la GNR que patrullarán por las calles de Baiona

Ayer entró en funcionamiento el dispositivo especial de la operación verano 2016 en el que una patrulla mixta formada por agentes de la Guardia Civil y de la Guardia Nacional Republicana (GNR) patrullarán las calles de Baiona durante los meses de julio y agosto.

Este dispositivo, que se enmarca dentro del plan de turismo seguro, se integra anualmente en el ámbito de la operación verano para reforzar las medidas de seguridad en las zonas de mayor afluencia turística en la provincia. Tiene por finalidad facilitar una atención policial de mayor calidad a la población extranjera que se encuentre de turismo en Baiona, realizándola con una mayor rapidez y eficiencia ante cualquier tipo de información que demande.

En el marco de la “Operación Verano 2016”, la Comandancia de Pontevedra recibió el refuerzo de 18 efectivos de seguridad ciudadana que han sido destinados, principalmente, a los puestos de las localidades costeras, 4 del Seprona, 3 de Policía Judicial, dedicados exclusivamente a la investigación de incendios forestales, un Tedax (Técnico Especialista en Desactivación de Artefactos Explosivos), una escuadra compuesta por 8 efectivos del Escuadrón de Caballería, con base en Tui, para reforzar las medidas de prevención de incendios y la seguridad de los peregrinos en el Camino de Santiago y, por último, dos patrullas mixtas integradas por componentes de la GNR y Guardia Civil.