ALFREDO

El vicepresidente primero de la Xunta, Alfonso Rueda, participó esta mañana, junto con el presidente de la Federación Gallega de Municipios y Provincias (Fegamp), Alberto Varela, en la reunión de la Comisión Gallega de Cooperación Local, con el objetivo de hacer balance de las líneas de cooperación entre el Gobierno gallego y los ayuntamientos y avanzar en medidas para luchar de forma conjunta contra la covid-19 como el plan para garantizar una apertura segura de la hostelería.

Este plan guiará la desescalada del sector con todas las garantías y se basará en 3 pilares: máxima seguridad en el acceso debiendo indicar el límite de aforo; la puesta en marcha de un sistema de rastreo para facilitar la localización de las personas en contacto con un positivo ante un posible brote; y máximo control en las medidas de prevención ante la covid-19.

En esta línea, se abordó el Plan de colaboración con las policías locales para el cumplimiento de las medidas anticovid en los establecimientos hosteleros, a través del cual, la Xunta emplaza a los Concellos a garantizar el cumplimiento de las restricciones vigentes en los negocios de hostelería cuando el comité clínico decida su reapertura.
En concreto, se controlará que estos negocios informan y respetan el límite de aforo establecido, cumplen los horarios de apertura y cierre, así como las demás medidas de prevención ante la covid-19 como mantener la distancia mínima de seguridad o el uso obligatorio de la mascarilla.

Los controles se realizarán por parte de las Policías Locales en los ayuntamientos con este cuerpo de seguridad -más de un centenar en Galicia- y contarán con apoyo de las demás fuerzas de seguridad en aquellos municipios que no dispongan de efectivos de Policía Local o no hayan creado este cuerpo de seguridad al contar con menos de 2 agentes.

Por otra parte, en el encuentro de hoy, la Xunta presentó a los ayuntamientos la posibilidad de emplear la plataforma del Gobierno gallego para abonar las ayudas del Plan de Rescate. Los municipios que deseen adherirse deberán indicar la cuantía que van a aportar a autónomos, microempresas y hosteleros de su ámbito territorial, que se les descontará del Fondo de Cooperación Local, una partida que la Xunta destina a los ayuntamientos cada año. Este sistema permite una tramitación ágil y poca burocracia, dando respuesta a la prioridad de los sectores afectados para que las ayudas lleguen lo antes posible.

La Xunta publicó ayer la primera de las líneas del II Plan de Rescate dirigida a autónomos y microempresas y que cuenta con un presupuesto de 60 millones de euros. El próximo martes se publicará la segunda línea de apoyos, 15 millones de euros para los establecimientos hosteleros y otros negocios cerrados como consecuencia de las restricciones sanitarias implantadas en el mes de enero para hacer frente a la covid-19. En global, el segundo Plan de Rescate cuenta con un presupuesto de 75 millones de euros.

Además, la Comisión Gallega de Cooperación Gallega hizo balance hoy del convenio firmado entre la Xunta y la Fegamp para prestar asistencia técnica y material que precisan los pequeños y medianos ayuntamientos en la tramitación de los procedimientos sancionadores vinculados a incumplimientos en ámbitos de su competencia, contribuyendo así a agilizar la resolución de los expedientes y a paliar la carga administrativa de los ayuntamientos. Ya aceptaron el acuerdo 175 municipios, más de la mitad, y se recibieron más de 4.800 denuncias, de las que se enviaron a los ayuntamientos para su firma más de un millar acuerdos de inicio relativos a los expedientes sancionadores.