GOOGLE MAPS

El Partido Popular de Gondomar acusa al alcalde de Gondomar de ocultar a la oposición que había problemas en la tramitación de las obras del polígono de A Pasaxe luego de un recurso contencioso-administrativo interpuesto por la asociación plataforma de afectados por el polígono Garrida-Pasaxe (AGAPA).

“Ferreira ya tuvo conocimiento de la admisión a trámite de este recurso el pasado 8 de enero, pero, sin embargo, no informó a la oposición en ningún momento, a pesar de que los demandantes pedían la paralización de todo el proceso por defectos en la tramitación”, asegura Paula Bouzós, portavoz del Partido Popular de Gondomar.

“En el pleno celebrado el pasado 5 de noviembre, a pesar de manifestarle al señor alcalde la falta de tiempo para evaluar los expedientes tan importantes, el Partido Popular votó a favor del proyecto técnico y el expediente de contratación del mismo como una muestra de confianza en un gobierno municipal y por que entendíamos, que no se puede jugar con los puestos de trabajo de miles de vecinos que tienen o pueden llegar a tener su centro en este polígono”, afirmaba Bouzós.

En el pleno del mes de abril, y tras la aparición en los medios de comunicación de la noticia de que por parte de AGAPA se había presentado el citado recurso, el Partido Popular preguntó por escrito “sí había algo que pudiese poner en peligro la tramitación del expediente de la adjudicación de las obras, a lo que el Sr. Ferreira contestó en el mes de julio, que no había nada que pudiera poner en peligro dicha tramitación”.

Paula Bouzós denuncia que el alcalde “volvió a mentir y ocultar información una vez más a la oposición, a los empresarios y a los propietarios de las parcelas afectadas, sólo por el afán de protagonismo individual y pensando nada más que en su beneficio particular”. Añade que es una pena que se tire por tierra el trabajo de tantas personas, “alcaldes y concejales que desde hace tiempo llevan trabajando a destajo para que el polígono avance y se pueda ampliar en el futuro”. Le recrimina también que desde que él está en el Gobierno “no tuvo la decencia de hablar con todas las partes afectadas, sobre todo con la Comunidad de Montes de Vincios, con los que sólo se relaciona mediante decreto”.

“El Sr. Ferreira no puede jugar con el futuro de Gondomar de este modo, mintiendo y ocultando la información a la oposición, a los empresarios, a los propietarios afectados y a los vecinos en general, cada vez con más asiduidad” finaliza diciendo Paula Bouzós.