Albergue de A Guarda

El Concello de A Guarda acordó el cierre del albergue municipal de Peregrinos durante las próximas semanas ante la reducción del número de peregrinos y la actual situación de la pandemia.

Los meses de menor afluencia de peregrinos son diciembre y enero. Los días tan cortos y la mayor probabilidad de mal tiempo son las razones por las que los peregrinos evitan realizar el camino en los meses de invierno. También influyen las celebraciones de la Navidad.

Aquellos peregrinos que escogen estas fechas para caminar a Santiago buscan precisamente un camino con poco tránsito que les aporte tranquilidad y soledad. Además, estos peregrinos de invierno suelen escoger alojamientos turísticos como hoteles donde disponen de otras facilidades como cuartos individuales y una mayor flexibilidad a la hora de la salida. En este sentido, indicar que los establecimientos hoteleros de A Guarda siguen ofreciendo alojamiento en estas fechas con todas las medidas de prevención de la COVID-19.

Además de esta reducción habitual por el invierno, en las últimas semanas este descenso de peregrinos se vio intensificado por las nuevas restricciones para viajar de los peregrinos extranjeros. Durante el invierno, la procedencia supera el 95% de países extranjeros:  Alemania, Reino Unido, Corea del Sur, EEUU, Canada,… Gran parte de estos países incrementaron sus medidas y restricciones ante el incremento internacional de los contagios por la COVID-19.

Los teléfonos de atención del albergue y de la Oficina de Turismo seguirán operativos para atender las dudas generadas ante los posibles cambios en las restricciones tanto en Galicia como en Portugal.

Las medidas acordadas en Portugal tienen gran influencia puesto que gran parte de los peregrinos comienzan su peregrinación en tierras lusas. El gobierno portugués ya anunció restricciones muy estrictas del 2 a 9 de enero de 2022 como el cierre de la hostelería y el teletrabajo.

En definitiva, el albergue municipal de peregrinos permanecerá cerrado del próximo lunes 20 de diciembre hasta el domingo 16 de enero de 2022. La previsión es que el albergue vuelva a abrir el lunes 17 de enero, pero podría modificarse sí las restricciones internacionales ante la COVID-19 fueran mayores.