Aprovechando la inauguración del mural dedicado a la memoria histórica de las mujeres de O Rosal, la alcaldesa, Ánxela Fernández, se reunió con la presidenta de la Diputación, Carmela Silva, para exponerle los proyectos prioritarios para el Concello y el municipio.

En lo relativo a la recuperación de la plaza del Calvario, la Diputación financió la redacción del proyecto a través del plan Ágora, la regidora mostró los nuevos avances de unos trabajos que “esperamos comezar este mes de novembro” y del cual solicitaron la ayuda ReacPon. La alcaldesa también aprovechó la reunión para destacar la ampliación del Mercado de O Rosal y solicitar su inclusión dentro del Plan Concellos 2021.

Durante la reunión también se fijaron las llaves del proyecto de la mejora de movilidad peatonal en la EP-3303 Tabagón-Goián. Las obras de la primera fase de esta esperada actuación están a punto de comenzar en los próximos días y la presidenta provincial también confirmó que en las próximas horas la Diputación remitirá ya al Concello el proyecto redactado de la segunda fase para que pueda ser aprobado lo antes posible y tramitar el convenio.

La actuación Tabagón-Goián supondrá una transformación radical de este viario de 4,5 kilómetros que transcurre por los Concellos de O Rosal y Tomiño, extendiendo un modelo de movilidad centrado en la recuperación del espacio para las personas y en la reducción del CO2. La primera fase finalizará en la bajada de A Barroza en As Eiras, y la segunda finalizará el tramo que queda en la misma parroquia.

En concreto, se creará un carril peatonal y ciclista, se completará la plataforma de circulación con un arcén, se acondicionarán dos carriles de 2,80 metros de ancho, se instalarán reductores de velocidad, se renovará la red de drenaje y se hará la canalización soterrada de la red de iluminación pública. Además, en la zona del CRA María Zambrano se dispondrá de una plataforma única con limitación de velocidad a 20 kilómetros por hora.