GUARDIA CIVIL // La motocicleta interceptada por la Guardia Civil

La Guardia Civil investiga a un vecino de Redondela, de 32 años, por pilotar una motocicleta superando los límites de velocidad penalmente establecidos.

La motocicleta fue detectada el pasado lunes, a las 20:15 horas de la tarde, por el vehículo radar del Subsector de Tráfico de la Guardia Civil de Pontevedra, en el Km. 144, de la carretera N-550, en el municipio de Redondela, cuando circulaba a 172 Km/hora, en un tramo autorizado a 80.

El conductor fue identificado posteriormente por el Grupo de Investigación y Análisis del Subsector de Tráfico y notificado como investigado de la comisión de un presunto delito contra la seguridad vial, por conducir superando los límites de velocidad penalmente establecidos.

El Código Penal estipula que cuando se supera en 60 Km/h la velocidad establecida reglamentariamente en vía urbana o en 80 Km/h en vía interurbana, constituye un ilícito penal que será castigado con la pena de prisión de tres a seis meses o a la de multa de seis a doce meses o trabajos en beneficio de la comunidad de treinta y uno a noventa días, y, en cualquier caso, a la de privación del derecho a conducir vehículos a motor y ciclomotores por tiempo superior a uno y hasta cuatro años”.

Las diligencias instruidas fueron entregadas en el Juzgado de Instrucción nº 2 de Redondela, donde está previsto la celebración de un Juicio Rápido, señalado para el próximo día 31 de este mes.

En lo que va de año, el Subsector de Tráfico de la Guardia Civil investigó penalmente, por exceso de velocidad, a 4 pilotos de motocicletas que fueron detectados por el radar en las carreteras de la provincia de Pontevedra, una cifra que ya supera sensiblemente a los dos motoristas denunciados durante el año pasado.