Un vecino de Gondomar de 32 años, aunque residente en Vigo, ha sido detenido por Agentes de la Policía Local de la ciudad Olívica en la tarde del pasado 5 de agosto por agredir a los camareros de una cafetería sita en la avenida Emilio Martínez Garrido.

La Policía se trasladó al lugar tras una llamada alertando de que un individuo, muy alterado, estaba agrediendo a los camareros del local. A su llegada observaron como tres personas intentaban inmovilizar a un hombre que estaba en el suelo, gritaba y estaba muy agresivo.

Los agentes intentaron calmarlo e identificarlo, comenzando éste a insultarlos y amenazarlos de muerte, a la vez que intentaba agredirnos. Según manifestaron los camareros, dos mujeres y un hombre, el individuo había entrado en el local muy alterado, por lo que no quisieron atenderle.

Ante esta negativa, el hombre accedió al interior de la barra agrediendo a las dos camareras, teniendo que intervenir su compañero. Finalmente consiguieron inmovilizarlo hasta la llegada de la Policía.

El detenido podría estar bajo los efectos de alguna sustancia, por lo que fue trasladado en un principio a un centro asistencial donde continuó con los intentos de agresión a los Agentes.

Posteriormente, mientras los Agentes instruían diligencias por su detención, continuó profiriendo amenazas de muerte contra el personal de la cafetería donde ocurrieron los hechos.