GUARDIA CIVIL

La Guardia Civil detuvo a dos vecinos en la localidad de A Guarda, acusados de un delito contra la salud pública, por tráfico de drogas, al habérseles incautado algo más de 100 gramos de heroína y varias dosis de cocaína.

Los hechos sucedieron durante la madrugada de ayer, domingo, cuando una patrulla de seguridad ciudadana del Puesto de la Guardia Civil de A Guarda, detecta un vehículo circulando por una céntrica calle de la localidad, ocupado por dos vecinos sospechosos de dedicarse a la venta a distribución de estupefacientes en la zona.

La reacción del vehículo acelerando bruscamente la velocidad al percatarse de la presencia del vehículo oficial de la patrulla, confirman en cierto modo las sospechas y se inicia una corta persecución hasta que detiene su marcha, justo al llegar a la altura del domicilio del propietario, en el mismo núcleo urbano.

La intención del propietario del vehículo, de 55 años, de introducirse en el interior de su domicilio fue abortada por la rápida reacción de la patrulla que no solo permitió su detención, como supuesto autor de un delito de tráfico de drogas, sino que también se le incautó una bolsa que contenía 101,9 gramos de heroína.

Al mismo tiempo, se procedió a la detención del acompañante, de 49 años, como coautor del mismo delito, al que además se le incautaron dos dosis de cocaína.

Con estas detenciones, que se enmarcan dentro del programa de actuaciones que se viene desarrollando para erradicar la venta de droga a pequeña escala, la Guardia Civil considera desarticulado un importante punto de venta y distribución de drogas en el sur de la provincia.

Los detenidos, junto con la droga incautada y el vehículo, que también fue intervenido, serán puestos esta mañana a disposición del Juzgado de Instrucción de guardia en Tui.