Esta mañana se ha reunido en el Salón de Plenos del ayuntamiento de A Guarda, la Comisión Municipal de seguimiento del COVID-19, para hacer una valoración de la situación de los primeros días de la crisis.

A la reunión asistieron todos los miembros de la comisión, siete de ellos de forma presencial y cuatro por videoconferencia.

El alcalde de la localidad, Antonio Lomba, dio cuenta a los asistentes de las acciones y gestiones realizadas hasta el momento. Enumeró los contactos que se mantuvieron, tanto con las administraciones, como con las asociaciones y responsables locales, habló de cómo se hizo la desinfección del material de protección y de los medios que el ayuntamiento tiene en stock. Asimismo, enumeró los edificios y vehículos que se desinfectaron el pasado sábado y de los espacios públicos que se desinfectarán durante la semana, desinfecciones que se mantendrán mientras dure el estado de alarma.

Se informó también de otras medidas como la remaquetación de la página web, la campaña informativa llevada a cabo en los medios de comunicación y en las redes sociales en relación a los servicios en el Centro de Salud, a los Servicios Municipales y otras cuestiones de interés para la ciudadanía.

Lomba finalizó su intervención anunciando que en los próximos días se informará sobre el primer paquete de medidas económicas del ayuntamiento, medidas para flexibilizar las deudas con la administración y los plazos de cobro, así como la agilización del pagado de facturas a proveedores.

Por su parte, los demás miembros de la comisión aportaron ideas para mejorar la eficiencia de las medidas tomadas y se propusieron nuevas acciones para que el ayuntamiento mejore el servicio que presta a ciudadanos y empresas mientras dure esta situación de confinamiento por la declaración del Estado de Alarma.

Los temas en los que más se incidió fue la mejora del servicio de auxilio a los grupos de riesgo y a las nuevas recomendaciones en relación a la prevención de contagios.

Al finalizar la reunión los presentes concluyeron que el ayuntamiento debe prestar toda la ayuda posible a las empresas, asociaciones, y vecinos que así lo precisen, porque solo juntos seremos capaces de minimizar el impacto de esta crisis.

Después de la reunión, el alcalde se puso en contacto con el Servicio de Alerta Epidemiológica del SERGAS, donde se le fue confirmado el primer positivo por coronavirus covid-19 en la Guarda. No han trascendido más datos.