A las seis de la mañana de este lunes, el “Piueiro” retomaba su sueño de participar en el Festival del Mar de Pasaia. Una avería en el motor el pasado martes obligó al volanteiro a entrar remolcado por Salvamento Marítimo en el puerto de Malpica y puso en peligro la participación del barco en el encuentro internacional de embarcaciones tradicionales de Pasaia. Tras horas de nervios e inumerables gestiones, los técnicos de Krug Naval se desplazaron al día siguiente a Malpica para llevarse el motor a Vigo  e intentar la hazaña de repararlo en tiempo récord. Y lo lograron.

Ayer a media mañana, dos mecánicos de la empresa viguesa se desplazaron a Malpica con el “corazón” del Piueiro ya en perfecto estado y, tras las pruebas pertinentes, el volanteiro voló esta mañana hacia su siguiente escala: el puerto de Cariño, donde llegarán esta misma tarde. Tras hacer noche allí, los 11 del “Piueiro”, que suman 701 años, partirán a primera hora del martes para completar las cinco etapas que les quedan hasta llegar a Pasaia, donde esperan recalar el día 22 de mayo.

Desde la Asociación Piueiro quieren agradecer a todas las personas que están contribuyendo para sufragar esta reparación, costosa por lo complicado de la misma, y mantendrán el número de cuenta y el código Bizum para seguir recibiendo la solidaridad de las gallegas y gallegos, además de empresas y asociaciones que quieran aportar su granito de arena a su particular odisea.  Asimismo, recuerdan que se sortearán camisetas del Piueiro y una travesía en el volanteiro entre todos los que participen en esta causa solidaria, que ya ha movilizado a numerosas personas.

El Festival de Pasaia tendrá lugar entre el 26 y el 29 de mayo y, tras el rotundo éxito de la primera edición en 2018, la organización del festival pretende afianzar en este 2022, tras el parón obligado por la pandemia, su compromiso con la autenticidad y seguir dando protagonismo a los barcos con valor patrimonial.