FOTO: PP DE BAIONA

“El gobierno local de Baiona despilfarra el dinero de los vecinos una vez más con la compra improvisada de un dron que nunca se llegó a utilizar al no contar con autorización de la Agencia Estatal de Seguridad Aérea (AESA)”, así lo aseguran los populares de Baiona quienes afirman que “la aeronave, que según anunció el tripartito a bombo y platillo serviría para controlar el aforo en las playas durante el verano le ha costado a todos los baioneses la friolera de 2.014 euros”.

Por eso, al PP local le resulta «lamentable que el alcalde, Carlos Gómez, y su equipo no se preocuparan de consultar la normativa vigente para el uso profesional de los drones antes de malgastar el dinero, puesto que el acceso a ella está al alcance de todos de una forma sencilla y rápida. Sin embargo, y una vez más, la falta de interés y la nefasta gestión económica del tripartito han llevado a dilapidar el dinero de los vecinos sin ningún tipo de responsabilidad». «No estamos en un momento para despilfarrar el dinero, pero parece que a este gobierno local le da igual«, reprochan desde las filas populares.

Financiación de la conectividad escolar de las familias

Para el PP local, en este momento tan difícil para los vecinos existen otras prioridades en las que gastar estos 2.014 euros que el gobierno local «ha tirado a la basura«. Una de ellas podría ser el pago de la conectividad a, al menos, una veintena de familias vulnerables de Baiona a las que aliviaría económicamente de este cargo mensual al que se ven obligadas por la pandemia para facilitar la educación online de sus hijos en situación de confinamiento.