La diputada de Transición Ecológica y Medio Ambiente, Iria Lamas, junto con el alcalde de A Guarda, Antonio Lomba, visitó las obras acometidas en el punto limpio de la villa, al amparo del proyecto europeo ESTRAEE de reciclaje de la “basura electrónica” promovida por la Diputación de Pontevedra.

La actuación, con un presupuesto total de 53.588 euros entre obras y suministros, permitió adaptar el punto limpio con el objetivo de acondicionarlo de cara a la recogida y gestión de los Residuos Eléctricos y Electrónicos. “Este tipo de accións son as que dan paso cara unha transición ecolóxica e contribúen á mellora do medio ambiente. É unha necesidade que todas e todos colaboremos coa correcta xestión dos residuos”, subrayó Iria Lamas.

“O noso planeta está en perigo e dende as administracións temos que poñer en marcha proxectos para loitar contra esta realidade”, continuó, “neste eido, dende a Deputación absolutamente toda a acción política xira ao redor da Axenda 2030 de Obxectivos de Desenvolvemento Sostible”, ensalzó la diputada provincial. Por su parte, el alcalde de A Guarda, Antonio Lomba, agradeció a la Diputación “a oportunidade que nos dá de ter unha mellora neste punto limpo, moi importante para a recollida de aparellos eléctricos e electrónicos”.

El punto limpio de A Guarda, situado en A Sangriña, ya está totalmente renovado para que el vecindario pueda depositar allí sus residuos eléctricos y electrónicos con total seguridad. A mayores, la Diputación y el Concello pusieron en marcha una campaña informativa, que incluye la instalación de un miniecopunto formado por tres cajas para depositar pilas y baterías, móviles y tablets, y cargadores y cables, que quedó montado en la Plaza de Abastos.

En concreto, en A Guarda fue necesario suministrar sistemas de vigilancia, de control de accesos al almacén, de control de accesos de vehículos, jaulas y estantes, equipos informáticos y transpaletas, que son máquinas para el movimiento de palés que precisamente fueron entregadas recientemente por la Diputación. Además, en el que respeta a las obras, se construyó en el nivel superior un edificio para la reutilización de los residuos, se instaló iluminación en el almacén y se facilitó de sistema de protección contra incendios y de paneles indicativos.