telón teatro principal tui

El  telón del Teatro Principal será expuesto en el mes de abril durante las fiestas de San Telmo tras realizar una limpieza y análisis del mismo.

La pasada semana se llevó a cabo el examen organoléptico para evaluar el estado de conservación de la cortina de boca del Teatro Principal. Según la especialista en conservación, la pieza, a pesar de su manifiesto deterioro, presentaba el nivel de soporte la suficiente resistencia para ser exhibido.

El  telón fue pintado por el artista tudense Benigno Lorenzo con motivo de la celebración de los Juegos Florales de Galicia de 1891. En él se representa un pórtico abierto cara un jardín y un paisaje arbolado en el horizonte enmarcados por una espléndida cortinaje roja y elementos arquitectónicos.  Simbólicamente, aparecen representados una palma coronada por una lira, en alusión al renacimiento literario de Galicia. A criterio del catedrático de Historia del arte Jesús Ángel Sánchez García, se trata del mejor ejemplo de pintura  escenográfica que actualmente se conserva en Galicia. La pieza, originalmente se completaba en la parte superior con una  guardamalleta original de 1844 donde aparecía representado el escudo municipal, que se perdió  tras el colapso de la techumbre del inmueble.

El soporte está realizado en tejido de algodón, conformando un total de seis  fajas verticales cosidas entre sí. Sobre el mismo presenta una capa de preparación roja compuesta a base de cola natural con carga  terrosa sobre la que finalmente se aplicó el color.

La pieza fue depositada por la Fundación Teatro Principal en dependencias del área Panorámica en 2006, donde permaneció embalada hasta la semana pasada. Ya en aquella altura presentaba notables daños. A nivel estructural presenta faltas y  rasgaduras en la parte inferior del soporte y a nivel pictórico perdió parte de la  policromía y especialmente el brillo. Este deterioro fue debido a un incorrecto sistema de almacenamiento y a unas condiciones de humedad y temperatura absolutamente adversas producidas antes de su depósito en el Área Panorámica.

En el próximo mes, será sometido a una limpieza superficial para la eliminación de residuos y hongos y posteriormente se llevará a cabo la fijación de la  policromía. Una vez concluidos estos trabajos será expuesto durante las fiestas de San Telmo en una sala que mantiene unas condiciones climáticas estables y que presenta la característica de que se encuentra a doble altura. De este modo el espectador podrá observar la pieza de un modo semejante a cómo si estuviera en la platea o en los palcos del teatro.

La exhibición dará a conocer este elemento singular del patrimonio tudense y de Galicia, oculto durante casi 50 años y al mismo tiempo permitirá su necesaria ventilación y estiramiento. No obstante, en un futuro inmediato será necesaria una intervención para su completa restauración