Gondomar decreta dos días de luto oficial y banderas a media asta en memoria de María Luisa Gondell Soliño, vecina de A Ramallosa, y sus dos hijos, fallecidos en el accidente de tráfico de Salceda de Caselas.

El alcalde de Gondomar, Paco Ferreira, publicó esta tarde la resolución por la que decreta dos días de luto oficial – a partir de las 00.00 horas de este 20 de marzo- durante los que las banderas de los edificios oficiales ondearán a media asta.

Esta decisión, tal y como se recoge en el texto, quiere ser el testimonio del dolor y condolencia del vecindario de Gondomar ante este trágico suceso en el que desgraciadamente perdieron la vida, María Luisa y sus dos hijos, Beltrán, de seis años, y Daniela, de 13, con una vinculación estrecha con el municipio al residir en una de sus parroquias parte de su familia.

La víctima y sus hijos, naturales de Nigrán, fallecieron en un trágico accidente registrado en la noche del viernes después de chocar dos coches en la PO- 510, en Salceda de Caselas, en el que otra persona resultó herida de gravedad.