ALFREDO // Archivo

La ausencia de precipitaciones durante los últimos meses se está notando en una reducción del caudal en los manantiales que proveen de agua A Guarda.

Igualmente, el abastecimiento de agua procedente de Tui está sufriendo restricciones por la limitación de la capacidad de depuración respeto de la demanda de los Concellos a los que suministra.

Con el ánimo de evitar males mayores, desde el Concello de A Guarda y la Confederación Hidrográfica Miño-Sil, se aconseja a todos los vecinos de la localidad que hagan un uso razonable del agua, en previsión de que esta situación de escasez de precipitaciones continúe.

En este sentido, el Concello informa de que se va a restringir el abastecimiento del agua en las duchas y lavapiés de las playas, así como en las fuentes públicas.