Iván Roade cumplió el pronóstico y se adjudicó la H2K Plaza Nocturna de Nigrán, una competición que reunió a más de trescientos deportistas de varias categorías. Era uno de los grandes favoritos, tal como dejó entrever en la presentación del evento. En el segundo puesto entró Akko Essaadaoui. También se disputó la carrera de cinco kilómetros, en la que se impuso Javier Lafuente.

La lluvia no fue un obstáculo para los participantes de una competición que ya se puede considerar emblemática. Iván Roade acudió a la cita de Nigrán en un buen momento de forma, ya que hace pocas semanas se impuso en la media maratón de Salamanca. Un detalle que le convertía en uno de los candidatos a lograr el triunfo en una prueba que “es espectacular”, según confesión propia.

Su carrera fue perfecta y se impuso a Akka Assaaadauoi, que también entraba dentro del grupo de favoritos. No pudo superar la fortaleza mostrada por Iván Roade. El tercero en la clasificación fue Rubén Pereira Cardala, el cuarto Francisco Javier Rodríguez Rodríguez y el quinto Emilio Pérez Groba.

En la categoría femenina también se cumplieron los pronósticos, ya que Esther Navarrete logró la victoria. Su fortaleza, demostrada en otras pruebas a lo largo de la temporada, quedó demostrada en Nigrán. Patricia Fejóo ocupó la segunda posición. Elisabeth Cayeus logró la tercera posición final.

En la prueba de cinco kilómetros, el ganador fue Javier Lafuente Rois, que superó a Xosé Cabado Castro, Adrián Rodríguez Areal y Antonio Lorenzo. Los cuatro fueron los que dominaron prueba casi desde el inicio. En la categoría femenina, la triunfadora fue Cinthia Costas González. En la competición de cinco kilómetros se registró una gran participación.

La tercera edición de la H2K Plaza Nocturna el recorrido que había diseñado para los primeras ediciones por otro mucho más atractivo, según los organizadores. El circuito se estableció en el entorno de playa América, lo que dio mucho más realce a la prueba. Con la colaboración del Ayuntamiento de Nigrán y Quatilé Sport, que se encargó de la organización, la prueba también destaca por la sección dedicada a los niños. En la presente edición se anotaron más de cien. El número de participantes en total superó los 300.

La competición, en la que se podían afrontar dos recorridos de 5 y 10 kilómetros, resultó un éxito en cuanto a la organización, que también programó diversas actividades paralelas. Al mismo tiempo, facilitó que pudieran estar presentes deportistas con alguna discapacidad. La prueba se consolidado como una de las más atractivas dentro del circuito de carreras populares por el diseño de su trazado.

Informa: Lino Blanco

El corredor, Daniel Antonio entrando en meta