MECALIA

El Pabellón de A Sangriña comienza a estas horas a engalanarse para el partido que mañana disputarán Guardés y Rocasa a partir de las 21:00 horas por Teledeporte de TVE. La pista verde empieza a colocarse por primera vez en A Guarda poco después de que la plantilla que dirige José Ignacio Prades haya completado la última sesión de entrenamiento de la semana.

El escenario estará a la altura de sus protagonistas: el vigente campeón de Liga y el reciente vencedor de la Supercopa y de la Copa de la Reina; o, si se tiene en cuenta la clasificación: tercero contra primero. Una puesta en escena digna de uno de los mejores partidos de los que hoy en día se puede disfrutar en la máxima categoría del balonmano femenino español y que, a pesar del cambio de fecha, finalmente no se podrá seguir en directo por Teledeporte. El duelo será emitido en directo por la web del canal temático y aparece programado en diferido a partir de las 23:30 horas, a continuación del Francia-Noruega del Europeo de Croacia y del programa “Rallye Dakar 2018”.

La entidad que preside José Manuel Silva se ha volcado esta semana en la promoción del duelo, clave para el Mecalia en sus aspiraciones de repetir la hazaña de la pasada campaña, cuando se hizo con su primer título nacional. Además, antes de que los dos conjuntos empiecen el calentamiento, se realizarán las fotos oficiales de la temporada 2017/2018 de cada uno de los equipos de la cantera, así como la foto con todos los miembros del club. En el descanso, incluso habrá una actuación musical a cargo del Cuarteto Tetramorph y se espera que A Sangriña vuelva a completar una vez más su aforo -las entradas mantendrán su precio habitual de 15 euros para adultos, 8 € para sub-20 y gratuita para socios y menores de 7 años.

Ahora mismo, la central Anthía Espiñeira es la única duda para el partido de mañana. La viguesa está a la espera de conocer los resultados de la resonancia practicada en las últimas horas. Por su parte, las ausentes la pasada semana -Marta Méndez, Rosario Urban y Gabriela Romero- ya están en A Guarda y podrían entrar en la convocatoria. Estela Doiro será la principal novedad tras estar apartada cuatro meses de las pistas.

En lo que respecta al conjunto que entrena Antonio Moreno, destacar que la plantilla viajará en el mismo día a Galicia con la única baja de Lisandra Lussón para afrontar un partido importante y a su vez muy especial para Haridian Rodríguez. Aunque la pivote volvió a jugar contra el Guardés en la Supercopa, será mañana cuando regrese a la que fue su casa durante dos temporadas: “Pienso que será un encuentro muy igualado, entre dos equipos que nos conocemos bien. Para mí será un partido especial, porque la afición me trató muy bien y porque a cualquier deportista le gusta jugar en un pabellón lleno y con el ambiente de balonmano que hay allí“, declaró la jugadora a EFE esta semana. Y precisamente, al ambiente y al factor cancha se encomienda el Guardés para hacerse con la victoria.