funcionamiento con motivo del decreto del Estado de Alarma tras la crisis del COVID-19 mediante una resolución de la presidencia por la que se acordó, entre otras medidas, priorizar la atención telefónica y telemática en los Servicios de atención al público y en el caso de atención presencial se establecerán los turnos imprescindibles para garantizar la prestación del servicio.

Estas medidas de carácter temporal afectarán a todo el personal  en función de las necesidades de prestación de los servicios públicos, evitando, en la medida del posible, las reuniones de trabajo y los desplazamientos a otras localidades, fomentando el uso de la videoconferencia.

Las juntas de gobierno periódicas de la MIBM quedan de este modo aplazadas, salvo aquellas que se convoquen debido a la situación del estado de alarma.

Todos los cursos y actividades formativas quedan aplazadas, valorándose su realización por medios telemáticos, cuando así sea posible.

En esta resolución de la presidencia de la MIBM también se acordó la suspensión de la convocatoria existente para la Selección de un Conductor, quedando en vigor los trámites previos a la misma, dando por finalizados los plazos de presentación de instancias.

Por último, se acordó permitir la modalidad de trabajo no presencial, previa autorización de la presidencia de la MIBM, siempre que sea debidamente justificada.