ALFREDO // La rápida actuación de la Policía Local evitó que el fuego calcinara por completo el coche

Susto el que se llevaron las dos ocupantes de un turismo que esta tarde circulaba por la PO-340 dirección Tui-Gondomar y el motor comenzó a arder. La conductora, natural de Salceda, paró el vehículo al ver el fuego y dio aviso al 112.

Los hechos sucedieron pasadas las 17:15 horas de este lunes a la altura del puente de la autovía en Randufe. Gracias a la rápida actuación de los agentes de la Policía Local de Tui que sofocaron el incendio con un extintor del coche patrulla, el fuego sólo afectó al motor del vehículo.

Las dos ocupantes del turismo resultaron ilesas. La circulación se vio afectada y fue regulada por la Policía Local. Hasta el lugar también acudieron los Bombeiros de O Baixo Miño, los cuales procedieron al enfriamiento de la parte incendiada del vehículo.