Concello de Nigrán
RUBENS // Concello de Nigrán

El Concello de Nigrán abre un nuevo concurso para la contratación de los trabajos de conservación y reposición de diversas zonas verdes del municipio, como acaba de publicar el Boletín Oficial de la Provincia de Pontevedra (BOP). 

Como novedad, en el ruego de condiciones se incluye un régimen sancionador por lo que se multará a la empresa adjudicataria en caso de que se infrinja el contrato y se amplía la plantilla del servicio a 6 trabajadores. El plazo de presentación de ofertas concluye en 15 días y el presupuesto base de licitación asciende la cerca de 200.000 euros (199.826,63) al año con un período de prestación del servicio de cuatro años.

En las superficies a conservar y reponer se incluyen plazas, jardines y espacios de tierra y pavimento. En total, 107.406 metros cuadrados repartidos en 58 puntos de las siete parroquias del municipio, además del mantenimiento del césped, árboles y arbustos presentes en el Parque Empresarial Terciario de Porto do Molle.

“Nuestro deseo es hacer un contrato a más largo plazo y con más personal para mejorar el mantenimiento de las zonas verdes de Nigrán, de suerte que estén en perfectas condiciones durante todo año, supervisando el trabajo para garantizar que se está a realizar como dictan las bases”, explica Juan González, alcalde de Nigrán.Las labores de jardinería que tendrá que asumir la adjudicataria incidirán en la conservación de estas zonas en perfecto estado botánico y ornamental. Para esto, se encargará de la siega del césped, de los arroyos, el recorte y la poda con tesoiras, el fertilizado, el recebado de caminos, paseos y zonas de reposo y lúdicas, la aireación del terreno para mejorar su permeabilidad, el entrecavado y rastrillado, la limpieza de las superficies o el tratamiento fitosanitario, entre otras cuestiones. En el caso de los parques infantiles, se tendrá especial cuidado con la limpieza general y la gestión de residuos.

Para llevar a cabo estas tareas, la empresa deberá contar por lo menos con 5 jardineros que trabajarán la jornada completa y un técnico con la titulación correspondiente. Tanto la adquisición del material como la prestación del servicio, así como los gastos de conservación y mantenimiento para uno correcto funcionamiento durante el período de vigencia del contrato, correrán a cargo de la adjudicataria.